sábado, 24 de mayo de 2014

ES QUE DIOS ODIA A LOS HOMOSEXUALES



Pareciera que el Dios de las religiones “machistas”, viva ensañado en contra de los “homosexuales”, no de nadie más.

Uno puede matar, mentir,  robar, ser infiel, adultero, borracho,  adultero… y no pasa nada,
pero el discurso de odio de ciertas religiones o religiosos contra los homosexuales es prácticamente usar al gay como  “chivo expiatorio” de los males antes mencionados.

Varios son los sermones de religiosos que aseveran que” Dios odia a los homosexuales”
En este caso es  “su Dios” .  Cada cual cree en un Dios de acuerdo a su conveniencia.
Uno de los peores sentimientos  del ser humano que es el odio , históricamente hemos visto sus nefastas consecuencias.

Poner este sentimiento negativo a un ser  llamado Dios,
es reflejar en este ser, lo que cada ser humano lleva en el corazón.
El Odio, es lo contrario del amor. El odio es destructivo, envenena el alma, no permite desarrollase espiritualmente. Basta ver los medios de comunicación y vemos los desastres que provoca el odio.
Nada positivo puede salir de algo tan feo como es el odio.     

El ser humano  bien valorado tiene  talentos y una de sus mejores características es el amor. Ejemplo: El de una madre por un hijo.

Solo a un ser humano pobre de corazón,  carente de una espiritualidad sana y constructiva puede
creer y alabar a un Dios que odia, que mata, que asesina, que pide sacrificios sangrientos para calmar su ira, que crea un infierno eterno para aquel que no crea en su terrorífico poderío.
Un dios que aprobó y promovió la esclavitud. Un dios que elimino la parte femenina de la naturaleza imponiendo la masculina guerrera.  Varios personajes en la época del Antiguo Testamento llamaron a este Dios,  “El Señor del Terror”.

Las consecuencias de creer en este tipo de Dioses  que viven encolerizados contra la raza humana, las vemos hasta ahora,  seres humanos en contra de otros seres humanos,  inclusive en contra de los seres más indefensos. Hombres ciegos y sin raciocinio  que  matan en nombre de Dios.   Llevan odio en sus corazones debido a estas creencias que tan solo han logrado dividir a los seres humanos para que jamás conozcan su potencial en cuanto su infinita capacidad de ser creativos para el bien común.

Así de dormidos y con rencor, venganza y odio,  son manipulados por las clases que desean mantenerse en el poder.   Siguen siendo esclavos, y justamente el odio envenena el alma, oscurece la mente y esclaviza al corazón.  El odio aleja al bien más preciado, que es la paz.

Un Dios que destruye Sodoma y Gomorra, que envía un diluvio Universal , un dios que asesina  a miles de sus supuestos elegidos porque no le obedecieron,  un dios que ordena  matar a los gentiles porque no creían en él,  incluso condena al mismo ser humano al sufrimiento en esta tierra, y lo trata de pecador, esta idea  es realmente “perversa”.

Solo hay que ver cómo actúan los que dicen y aducen creer en él.   Matan, asesina, odian, roban, estafan, mienten,  son fornicadores por excelencia, no respetan a la mujer,  no aman la vida, ni siquiera se aman a ellos mismos, destruyen la naturaleza. Su inteligencia en base a esta creencia está concebida para el mal.   Solamente  defienden la idea de este Dios para así creerse superiores a los demás. 

Debido a estas personas varía gente prefiere ser ateas a creer en un Dios que les va  introduciendo odio en su corazón.

Creer en un Dios que odia, es lo más bajo, vil, lo más perverso que puede creer un ser humano pensante y amable.

El odio tan solo es un reflejo de  la personalidad de los que predican que Dios odia.

El odio es lo peor que puede sentir un ser humano que tenga buen corazón. 


Explosiones nucleares aducidas a los dioses de la antigüedad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario